Charlie estudió en Europa y desde su regreso a Colombia, como Investigador nato, Charlie ha recorrido el país para experimentar, vivir y aprender de la memoria gastronómica de las comunidades de su tierra. Este trasegar le ha permitido desarrollar una forma muy particular de ver la gastronomía colombiana desde la tradición, las costumbres y la técnica.

Durante una ceremonia, en España, el chef cartagenero Charlie Otero fue reconocido como Embajador de la Gastronomía Iberoamericana, gracias a su participación en acciones de promoción de platos típicos colombianos en el exterior.